Los tres escenarios del ajuste que se viene

50 %
50 %
Information about Los tres escenarios del ajuste que se viene
News & Politics

Published on March 5, 2014

Author: EduardoNelsonGerman

Source: slideshare.net

      E& R SEMANARIO ECONÓMICO E&R   TRES ESCENARIOS DEL AJUSTE QUE SE VIENE      Nuestro  país  atraviesa  una  crisis  cambiaria  en  la  que  el  BCRA  está  experimentando  una  sostenida  y  creciente  pérdida  de  reservas  como  consecuencia de  intentar  mantener  un  tipo  de  cambio  fijo  o  cuasi  fijo  (con pequeñas devaluaciones) y a la vez llevar a cabo una política fiscal    excesivamente expansiva financiada con emisión. Lo que ocurre es que  el Central emite para monetizar el déficit fiscal, esa emisión genera un  exceso  de  oferta  en  el  mercado  de  dinero,  el  público  percibe  que  “sobran  pesos”  y  se  desprende  de  ellos  demandando  divisas  y  corriendo contra las reservas internacionales. En resumidas cuentas el  déficit fiscal se financia con la sucesiva pérdida de reservas.              En este contexto, el gobierno puede elegir entre hacer el “ajuste fiscal  por  las  buenas”,  que  implicaría  reducir  o  eliminar  el  déficit  fiscal  y  así  abortar el drenaje de dólares. O, por el contrario, seguir monetizando el  déficit y dejar que la crisis haga el “ajuste por las malas”. Es decir, las  reservas  caerían  hasta  un  nivel  mínimo  a  partir  del  cual  el  Central  dejaría de defender el tipo de cambio, la moneda se liberaría y sufriría  una  marcada  depreciación.  Con  la  liberación  del  tipo  de  cambio  las  reservas dejarían de caer pero la brusca devaluación provocaría un pico  inflacionario cuyo “pass through” depende del estado de la economía.  El  shock  inflacionario  que  provocaría  la  devaluación  licuaría  el  exceso  de gasto y el déficit fiscal.     INEQUIDAD DEL GASTO PÚBLICO                    Director Alejandro  Caldarelli Economistas Verónica Sosa Guillermo Giussi Diego Giacomini Mario Sotuyo Esteban Arrieta     SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106  Fecha: 21 de febrero de 2014  La  política  de  subsidios  económicos  busca  abaratar  los  bienes  (subsidiados),  y  así  aumentar  el  ingreso  disponible  de  las  familias  de  modo  tal  que  se  maximice  el  gasto  agregado  y  el  crecimiento  económico.  No  obstante,  en  el  intento  de “fogonear”  el consumo  y  el  crecimiento  se  incurrieron  en  costos  macroeconómicos,  microeconómicos  y  distributivos:  El  costo  macroeconómico  fue  financiar dicho gasto (y el déficit fiscal creciente) con emisión forjando  un  desequilibrio  monetario.  El  costo  microeconómico  fue  generar  problemas de oferta (oferta insuficiente) en los sectores intervenidos. Y  el  costo  distributivo  fue  cobrar  más  impuesto  inflacionario  a  los  que  tienen mayor propensión marginal a consumir, para beneficiar a la clase  media (y media alta) de CABA y GBA que tienen una menor propensión    marginal al consumo y se benefician con el subsidio.    En definitiva, la política de subsidios es cada vez más inequitativa, por  lo  que  un  ajuste  fiscal  basado  en  la  eliminación  (reducción)  de  los    subsidios  económicos  no  sólo  es  indispensable  para  solucionar  los  grandes desequilibrios macro, sino también para hacer más equitativa    la redistribución del ingreso a través de la política fiscal.                E c o n o m í a    &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373    www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar   

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    TRES ESCENARIOS DEL AJUSTE QUE SE VIENE  Nuestro  país  atraviesa  una  crisis  cambiaria  en  la  que  el  BCRA  está  experimentando  una  sostenida y creciente pérdida de reservas como consecuencia de intentar mantener un tipo de  cambio  fijo  o  cuasi  fijo  (con  pequeñas  devaluaciones)  y  a  la  vez  el  gobierno  sostiene  una  política fiscal excesivamente expansiva financiada con emisión. De esta manera el BCRA emite  para financiar el exceso de gasto monetizando el déficit fiscal, esa emisión genera un exceso  de oferta en el mercado de dinero, el público percibe que “sobran pesos” y se desprende de  ellos  demandando  divisas  y  corriendo  contra  las  reservas  internacionales.  En  resumen,  el  déficit fiscal se financia con pérdida de reservas y, por ende, a mayor déficit mayor pérdida de  reservas (ver gráfico 1).  Gráfico 1: la caída de reservas es explicada por el déficit fiscal.      Página 2  Fuente: E&R en base a Mecon y BCRA.  De no mediar ninguna corrección, la pérdida de reservas continuará “de la mano” del déficit  fiscal, cayendo hasta un nivel mínimo a partir del cual la agudización del ataque especulativo  exigirá  la  depreciación  y  luego  liberación  del  tipo  de  cambio.  Con  la  liberación  del  tipo  de  cambio  las  reservas  dejarán  de  caer  y  será  el  shock  inflacionario  el  que  licúe  el  exceso  de  gasto y el déficit fiscal. Este es el ajuste “por las malas”, el tipo de ajuste que hace el sistema  económico  cuando  los  políticos  no  están  dispuestos  a  hacerlo  previamente.  Todo  este  enfoque, cuyo pionero es Paul Krugman, describe perfectamente lo que sucede actualmente  en Argentina y muestra también lo que muy probablemente acontecerá si no enderezamos el  rumbo con un cambio de política económica.   E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    El  gobierno  puede  elegir  entre  hacer  el  “ajuste  por  las  buenas”,  que  implicaría  reducir  o  eliminar  el  déficit  fiscal  y  así  abortar  el  drenaje  de  dólares  o,  por  el  contrario,  seguir  monetizando el déficit y dejar que la crisis haga el “ajuste por las malas”. Cualquier estrategia  de ajuste aislado e incompleto le permitirá al gobierno ganar tiempo, postergando la decisión  de hacer la corrección necesaria  a costa de empeorar el “desenlace por la malas”.  Este último  escenario  no  sólo  es  fuertemente  recesivo,  sino  que  también  es  socialmente  inequitativo  ya  que habrá un fuerte deterioro del poder adquisitivo de los salarios y las jubilaciones.    En pocas palabras, el gobierno enfrenta la encrucijada de hacer el ajuste o dejar que la crisis lo  haga  licuando  gastos  y  déficit.  Luego  a  modo  de  ejercicio  intentamos  medir  los  escenarios  posibles,  dado  que  resulta  fundamental  computar  los  costos  que  cada  ajuste  genera  en  términos de nivel de actividad, salario, inflación y empleo. Nuestra hipótesis es que el “ajuste  por las buenas” (como su nombre lo anticipa) es sustancialmente menos dañino para nuestra  economía  en  términos  de  nivel  de  actividad,  salario  real  y  empleo  que  cualquier  otra  alternativa.  “Ajuste por las malas”  El  ajuste  “por  las  malas”  es  el  escenario  resultante  de  no  cambiar  las  actuales  políticas  económicas, sino potenciarlas.   Suponemos que el gobierno continúa y acentúa (como viene haciendo año tras año) su política  fiscal desmedidamente expansiva, acrecentando el déficit. A mayor déficit, mayor dominancia  fiscal.  El  tesoro  sigue  financiando  el  exceso  de  gasto  público  con  emisión,  que  se  traduce  en  pérdida de reservas creciente hasta que dicha pérdida se torna insostenible y el Central libera  el tipo de cambio forjando una nueva devaluación brusca.  Página 3  En la actualidad el gasto público representa el 37% del PBI. En la estructura de gasto público  se destaca el peso de las jubilaciones (27% del gasto y 10% del PBI), la coparticipación (22% del  gasto y 8% del PBI), las partidas destinadas a subsidios económicos, tales como la energía y el  transporte  (13%  del  gasto  y  el  4.8%  PBI)  y  los  salarios  (10%  del  gasto  y  el  3.7%  PBI)  (ver  gráfico). Cada componente tiene distinto grado de elasticidad frente a la devaluación y es más  o menos difícil de ajustar a la baja.  De todos modos, en este escenario, el gasto total se incrementa cerca del 54% en promedio  dado  que  si  bien  la  mayoría  de  las  partidas  percibe  incrementos  nominales  cercanos  al  35%  anual,  el  impacto  de  la  devaluación  encarece  los  subsidios  económicos  (energía  importada)  haciendo que esta partida de gasto aumente un 132% en términos nominales. Para entender  esta fuerte elasticidad  del gasto en subsidios económicos con respecto a la  devaluación,  hay  que  recordar  que  actualmente  el  gasto  agregado  en  energía  es  financiado  en  un  67%  por  el  Estado y en un 33% por el sector privado. Esto quiere decir que cada $100 de gasto en energía,  el  sector  público  nacional  (SPN)  pagaba  $67  y  los  privados  $33.  Pero  como  el  precio  de  la  energía es valuado en dólares, si el tipo de cambio se deprecia un 50%, la misma cantidad de  energía  que  antes  costaba  $100  ahora  pasará  a  costar  $150.  Sin  embargo,  sin  aumento  de  tarifa y sin cambios en los niveles de consumo, el sector privado seguirá pagando $33, pero el  E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    sector  público  tendrá  que  pagar  $117  (los  $67  de  antes  más  el  encarecimiento  de  $50  producto de la devaluación).    Volviendo  al  resto  de  las  partidas  del  gasto,  los  salarios  del  sector  público  y  las  jubilaciones  aumentarían un 35% y un  30% anual respectivamente, dado que las paritarias y acuerdos se  cerrarían  antes  del  ajuste  de  precios.  Otras  partidas  más  ligadas  a  la  “nominalidad”  de  la  economía  como  la  coparticipación  (+70%),  las  erogaciones  de  bienes  y  servicios  (+60%)  también presentarían aumentos por encima del promedio (+54%).       Gráfico 2: Componentes del gasto público y crecimiento según componente.  Estructura del Gasto  Público Nacional  en 2013 Transferencias privadas a  "sociales" 2% Crecimiento de las partidas de gasto  en 2014 Transferencias privadas  a económicas 132% 70% COPARTICIPACIÓN Otros 4% Transferencias  privadas a  "económicas" 13% Déficit Empresas Públicas 1% Gastos de Capital Salarios 9% 10% Transf Spublico (sin  Universida y Copa) 2% Bienes y Servicios 3% 35% 35% Transf Spublico (sin  Universida y Copa) Prestaciones Seg Soc 27% INTERESES Déficit Empresas  Públicas COPARTICIPACIÓN 22% INTERESES 4% 60% Bienes y Servicios 35% Gastos de Capital 35% Universidades 35% Salarios 35% Transferencias privadas  sociales 35% Prestaciones Seg Soc Universidades 3% Otros 30% 25%   Fuente: E&R en base a Mecon y proyecciones.  A medida que se financia  este aumento del gasto con reservas se van vaciando las arcas  del  Central. En un momento del tiempo la autoridad monetaria decidirá dejar de perder reservas y  liberará  el  tipo  de  cambio.  En  nuestro  escenario,  suponemos  que  se  depreciaría  un  62%  adicional y alcanzaría los $13. De modo que la devaluación del año acumulada se ubicaría en  torno a 105% (97% en promedio). Cabe destacarse, que cuánto más tarde el salto devaluatorio  en  producirse,  más  fuerte  será  la  devaluación.  Una  depreciación  como  esta,    induce  un  aumento de precios del 90% para todo el año, con un coeficiente implícito de “pass through”  de 86%1.¿Por qué? Porque cuánto más tarde ser produzca, más pesos y menos reservas habrá.     Página 4  El  avance  inflacionario  (90%)  provocaría  una  significativa  licuación  del  gasto  de  modo  que  el  cociente entre las erogaciones totales y el PBI caerían al 32%; con un ajuste fiscal implícito del                                                               1  Lo que implica que el 86% de la devaluación se traslada a precios.  E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    5% del PBI, equivalente al déficit actual. O sea, hay un fuerte ajuste, que sería “por las malas”  porque  el  brote  inflacionario  induciría  una  marcada  licuación  del  poder  adquisitivo  de  los  ingresos en general y del salario en particular, provocando una caída del nivel de actividad del  6%.  En síntesis, el costo del “ajuste por las malas” sería una caída del PBI del 6%, una licuación  del salario público real del 28% (se mantiene el empleo), un dólar a  $13 y una fuerte pérdida  de reservas internacionales.      “Ajuste por las buenas”  Otra  forma  alternativa  de  enderezar  el  rumbo  es  tomar  la  decisión  de  hacer  un  ajuste  que  elimine la dominancia fiscal; origen de la crisis cambiaria.  Dado que, sin ajuste fiscal, la política  monetaria no alcanza para solucionar el problema de fondo. Para hacer este ajuste, se tienen  que coordinar las políticas monetarias (suba de tasas), cambiaria (devaluación)  y fiscal (ajuste  nominal ex ante) de tal modo que los agentes confíen en dicha política y se alcance un nuevo  equilibrio.   En concreto, se debe subir la tasa de interés en torno al 40%, devaluar a la vez que se hace el  recorte  fiscal.  Se  devalúa  (a  $8.80)  para  que  se  liquide  la  cosecha  y  se  mantiene  el  tipo  de  cambio durante todo el tiempo de la cosecha. En lo fiscal, el ajuste no puede hacerse del lado  de  los  ingresos  ya  que  la  presión  tributaria  se  encuentra  en  niveles  record.  El  ajuste  fiscal  debería venir por el lado del exceso de gasto, eliminando el déficit y generando un superávit  para abolir la emisión monetaria destinada a financiar al Tesoro. El recorte se da eliminando  todos  los  subsidios  económicos,  que  representan  aproximadamente  el  5%  del  PBI.  Los  otros  dos puntos se ajustan vía licuación por inflación con partidas de gasto que aumentan un 25%,  menos que la inflación y la coparticipación que crecen 35% anual. También se acuerda con el  FMI y hay ingreso de capitales.   Página 5  Este  combo  de  políticas  generaría  un  shock  de  confianza  que  provocaría  una  paulatina  apreciación  nominal  (y  real)  del  tipo  de  cambio  hacia  fin  de  año.  De  modo  que  el  tipo  de  cambio  promedio  cerraría  el  año  en  torno  a  $8.65,  con  una  devaluación  (punta  a  punta)  del  36.5%2  y  una  inflación  que  cerraría  el  año  en  torno  al  36%.  Este  avance  inflacionario  (36%)  provocaría una licuación del gasto, de modo que el cociente entre las erogaciones totales y el  PBI  caerían  al  30%;  con  un  ajuste  fiscal  implícito  del  7%  del  PBI,  que  podría  generar  un  superávit  mayor  a  2%  del  PBI.  Sin  embargo,  la  inflación  induciría  una  licuación  del  poder  adquisitivo de los ingresos en general y del salario en particular, haciendo que el PBI no crezca.  En síntesis, el costo del “ajuste por las buenas” sería que el PBI se mantenga en los niveles del  2013,  con  una  licuación  del  salario  público  real  del  8%  (se  mantiene  el  empleo)  y  un  dólar  a  $8.5.                                                                 2   En  este  caso  la  devaluación  promedio  es  marcadamente  mayor  a  la  “punta  a  punta”  por  la  fuerte  devaluación de enero ’14.  E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    Por el momento, no vemos que el gobierno decida encarar el ajuste “por las buenas”, ya que  cualquier  política  de  ajuste  va  en  contra  del  discurso  oficial    de  los  últimos  años  y  pueden  restarle  el  apoyo  de  sus  “bases”  electorales.  En  el  seno  del  gobierno,  el  ajuste  “por  las  buenas” sería una estrategia “neoliberal” y por ende no estaría en el menú de opciones.   “Ajuste equilibrista”  Este  escenario  surge  a  partir  de  las  necesidades  políticas  del  gobierno  por  terminar  el  mandato  en  las  mejores  condiciones  posibles.    Pero  conceptualmente  es  un  ajuste  sin  convencimiento.  El  gobierno  no  cree  en  las  políticas  de  ajuste,  pero  algo  debe  implementar  para  tener  chances  de  llegar  a  fines  de  2015  en  buenas  condiciones.  Es  un  proceso  de  ajuste  que  el  gobierno toma porque “no le queda otra”; impuesto por la realidad económica.  En realidad, la racionalidad económica imponía el ajuste “por las buenas”, pero el gobierno  no está dispuesto a hacerlo. Obligado por la crisis cambiaria, el gobierno termina aplicando  un  camino  intermedio,  un  ajuste  a  medias  que  consiste  en  aplicar  todas  las  herramientas  que tiene a su alcance para ganar tiempo y llegar a las próximas elecciones.   Por un lado, toma todas las medidas posibles (algunas contra su discurso) para que ingresen  más dólares. Por el otro, acrecienta las medidas tendientes a cortar la salida de divisas. Busca  arreglar  con  los  fondos  buitre,  llega  a  un  acuerdo  con  el  FMI  para  volver  a  los  mercados  internacionales  de  deuda  y  que  ingresen  dólares,  restringe  al  máximo  posible  las  importaciones  para  minimizar  la  salida  de  dólares  por  este  medio,  elimina  el  dólar  ahorro  y  restringe las ventas de divisas para turismo.   En paralelo, el BCRA continúa haciendo el ajuste monetario, subiendo la tasa de interés por  encima de la inflación y de la devaluación y sigue sacando los pesos excedentes del mercado.  Estas medidas son indispensables para que el escenario “equilibrista” tenga alguna chance de  prolongarse en el corto plazo.   Por el contrario, si la tasa de interés fuera menor que la devaluación y la inflación, no lograría  retirar  la  cantidad  de  circulante  necesaria,  la  corrida  contra  las  reservas  cobraría  fuerza  rápidamente  y  el  escenario  “equilibrista”  se  transformaría  velozmente  en  el  escenario  de  ajuste “por las malas”.   Página 6  En  la  esfera  fiscal,  el  gobierno  realiza  un  ajuste  “ex  ante”  al  reducir  el  gasto  en  subsidios  económicos  (transporte  y  energía)  de  tal  modo  que  la  quita  inicial  (45%)  compense  en  aumento  que  provoca  la  devaluación,  haciendo  que  el  gasto  agregado  en  subsidios  económicos se mantenga en los mismos niveles del 20133 (varíe 0%). Por otro lado la inflación  también genera un ajuste “ex post” al reducir el ratio gasto total / PBI.                                                                3  Cabe recordar que la devaluación genera un aumento de subsidios más que proporcional, dado que la  mayor parte de los mismos es energía importada.  E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    En resumen, el escenario “equilibrista” tiene un pequeño componente de ajuste de verdad y  otro componente de ajuste por licuación de gasto vía inflación.    En la esfera cambiaria el gobierno mantendría el dólar a $8 hasta que empiece el periodo de  liquidación de exportaciones agropecuarias. Luego devaluaría llevándolo a $9 en abril cuando  empieza el período de liquidación de exportaciones y lo mantiene en ese nivel hasta julio. Más  tarde,  empieza  un  “crawling  peg”  del  tipo  de  cambio  con  una  devaluación  mensual  del  1%  aproximadamente. De modo que el tipo de cambio exhibiría una devaluación promedio anual  del 60% (49% punta a punta); que provocaría un incremento de precios en torno al 48% para  el año.  La inflación y la devaluación inducirían aumentos nominales del gasto en torno al 46% para la  mayoría de las partidas excluyendo el gasto en salarios y jubilaciones que exhibirían aumentos  del  30%  y  del  27%  respectivamente.  Los  subsidios  económicos  no  variarían  en  términos  nominales, dado que el aumento que provoca la devaluación se compensa por la quita del 44%  de subsidios. De modo que el gasto total se incrementaría un 32% anual.  El avance inflacionario (48%) provocaría una licuación del gasto de modo que el cociente entre  las erogaciones totales y el PBI caerían al 33.7%; con un ajuste fiscal implícito del 3.5 puntos  del PBI. Sin embargo, semejante brote inflacionario induciría una marcada licuación del poder  adquisitivo  de  los  ingresos  en  general  y  del  salario  en  particular,  provocando  una  caída  del  nivel de actividad del 1.6% aproximadamente.  En  síntesis,  el  costo  del  “escenario  equilibrista”  implicaría  una  caída  del  PBI  del  1.6%,  una  licuación del salario público real del 12% (se mantiene el empleo), un dólar a $9.46 a fin de  año y pérdida de reservas internacionales con endeudamiento.   En  resumen,  hace  años  que  nuestra  economía  enfrenta  un  creciente  desequilibrio  macroeconómico devenido en crisis cambiaria por la dominancia fiscal que crece año tras año.  La  actual  administración  tiene  la  alternativa  de  hacer  el  ajuste  o  postergarlo  y  empeorar  la  crisis arrastrando hacia la baja el nivel de actividad y el poder adquisitivo de los ingresos. Sin  embargo, lo más probable es que el gobierno escoja el escenario equilibrista, que es un camino  intermedio  en  el  cual  hay  un  ajuste  a  medias  que  sólo  procura  llegar  a  2015  y  dejar  todo  el  “trabajo difícil” a la siguiente administración. El problema es que este escenario “equilibrista”  tiene implícito el riesgo de transformarse en ajuste “por las malas”. Es decir, es probable que  en la segunda mitad de año se vuelva a intensificar la crisis cambiaria. En ese contexto, habrá  que ver qué instrumentos de política tiene a su disposición el gobierno para seguir pateando la  “crisis”  para  más  adelante.  Sin  embargo,  el  gobierno  cada  vez  tendrá  menos  balas  en  su  cartuchera.    Página 7      E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    Gráfico 3: síntesis de los tres escenarios.  AJUSTE POR LAS BUENAS EQUILIBRISTA AJUSTE POR LAS MALAS Ajuste fiscal total 7 puntos del PBI 3.5 puntos del PBI Subsidios económicos Eliminación total Eliminación parcial  Ajuste por eliminación de subsidios 5 puntos del PBI No hay No hay ajuste, aumentan de  5 a 6 puntos del PBI por la  devaluación No hay 5 puntos del PBI por licuación  del gasto 35% 30% 35% 70% Por debajo de la inflación y  devaluación Aumento salario público Aumento jubilaciones Aumento resto gsto s/ Copa Aumento Coparticipación 25% 25% 25% 34% 1.8 puntos del PBI 1.7 puntos por ajuste  inflacionario 30% 27% 46% 46% Tasa de ineterés 40% 55% se estabiliza se acelera en el último  trimestre del año Resto del ajuste fiscal 2 puntos por licuación vía inflación Pérdida de reservas Tipo de cambio nominal Tipode cambio real Endeudamiento externo Inflación Devaluación punta a punta Devalución promedio Dólar fin de año PBI real Gasto SPN / PBI AÑO 2015 Fuerte pérdida hasta la  liberación del tipo de cambio El BCRA devalúa hasta 8.8 en abril  se mantiene hasta fin de  mientras sube la tasa al 40 y hace el  cosecha y se retoma a un  Se libera en la segunda mitad  de año ajuste fiscal. Se precia  crawling peg del 1/100  nominalmente hacia fin de año mensual. Apreciación por nominalidad a fin  Apreciación real por  No se gana competitividad  de año (ingresan dólares) inflación por la inflación Acuerdo con FMI, luego de empezar  el ajuste y subir tasa. En el segundo  Endeudamiento con el  No hay FMI semestre ingresa financiamiento y  ahorro externo 36.0% 48.5% 90% 36.5% 49.2% 105.11% 54.5% 60.3% 97.8% 8.65 9.46 13 0% ‐1.6% ‐6% 30.29% 33.7% 32.2% Bases para retomar el crecimiento  Nuevamente riesgo  ? con inclusión cambiario   Fuente: E&R.    INEQUIDAD DEL GASTO PÚBLICO  Como  dijimos,  nuestra  economía  atraviesa  una  crisis  cambiaria  que  surge  de  la  dominancia  fiscal  de  la  política  macroeconómica.  El  desborde  de  gasto  público  se  financia  con  emisión  monetaria, generando un exceso de oferta de pesos que vuelve contra el Central demandando  divisas.  En  resumidas  cuentas  la  caída  de  reservas  internacionales  está  ‐de  alguna  manera‐  financiando el gasto excesivo del gobierno.  Página 8  Entre 2004 y 2013 la administración K aumentó el peso del gasto público consolidado (Nación  + Provincias) un 74%, pasando de 25 % (2004) a 43% (2013) del PBI. Es decir, su peso relativo  aumentó 18 puntos porcentuales (p.p.), de los cuales 16 p.p. son responsabilidad de Nación y  2p.p.  son  responsabilidad  de  las  Provincias.  Medido  en  dólares  y  ajustado  por  inflación,  en  2004/2013 el gasto público total de Nación aumentó un 478% y 133% respectivamente.      E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    Gráfico 4: Aumento del gasto público.    Fuente: E&R en base a Mecon y proyecciones.  Página 9  El  desborde  del  gasto  público,  el  aumento  del  déficit  y  la  dominancia  fiscal,  que  terminan  generando  la  actual  crisis  cambiaria,  tienen  origen  en  la  explosión  de  los  subsidios  al  sector  privado que pasaron a representar del 2.9% ($ 15.355 MM) al 6.1% ($ 171.400 MM) entre el  2005  y  el  2013.  Dentro  de  esta  partida  de  gasto  se  destaca  el  avance  del  gasto  en  transferencias  económicas  al  sector  privado  (“subsidios  económicos”),  destinadas  a  subsidiar  el  transporte,  la  energía,  las  empresas  públicas  y  los  alimentos.  En  concreto,  los  subsidios  económicos  ‐por  si  solos‐  aumentaron  38  veces  entre  2005  ($3.300  MM)  y  2013  ($130.000  MM),  pasando  de  0.6%  a  4.6%  del  PBI  en  el  período  bajo  estudio.  De  esos  subsidios,  aproximadamente  el  88%  corresponden  a  energía  y  transporte.  Peor  aún,  el  61%  de  los  subsidios económicos corresponden a energía importada, lo que representa el 3% del PBI. Por  lo que la devaluación encarece significativamente esta partida de gasto, muy difícil de ajustar  en un contexto devaluatorio.  La política de subsidios económicos busca abaratar los bienes (subsidiados) y así aumentar el  ingreso  disponible  de  las  familias  de  modo  tal  que  se  maximice  el  gasto  agregado  y  el  crecimiento económico. No obstante, en el intento de “fogonear” el consumo y el crecimiento  se  incurrieron  en  costos  macroeconómicos,  microeconómicos  y  distributivos.  El  costo  macroeconómico  fue  financiar  dicho  gasto  (y  el  déficit  fiscal  creciente)  con  emisión  forjando  un desequilibrio monetario. El costo microeconómico fue generar problemas de oferta (oferta  insuficiente)  en  los  sectores  intervenidos.  Y  el  costo  distributivo  fue  cobrar  más  impuesto  inflacionario a los que tienen mayor propensión marginal a consumir, para beneficiar a la clase  E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    media (y media alta) de CABA y GBA que tienen una menor propensión marginal al consumo y  se benefician con el subsidio.  En  efecto,  la  política  de  subsidios  económicos  es  muy  inequitativa  ya  que  sus  beneficiarios,  concentrados  fundamentalmente  en  CABA  y  GBA,  pertenecen  principalmente  a  las  clases  “arriba” en la pirámide social que pagan precios extraordinariamente reducidos por el gas, la  electricidad,  y  el  transporte.  Por  el  contrario,  las  clases  sociales  de  la  “base”  de  la  pirámide,  que tienen menos ingreso per cápita y viven en el interior del país, o incluso en zonas sin redes  de distribución, no reciben estos subsidios y pagan por dichos bienes y servicios entre cuatro y  diez veces más.    Además,  los  subsidios  económicos  aumentan  a  expensas  de  los  subsidios  sociales..  Mientras  los  primeros  se  incrementaron  a  un  promedio  anual  del  59%  entre  el  2005  y  el  2013,  los  segundos lo  hicieron a  una tasa promedio anual del 10% en el mismo período. Los subsidios  económicos  representaban  el  28%  de  los  subsidios  sociales  en  2005  y  ahora  representan  el  325% (2013)   Paralelamente,  cabe  resaltar  que  mientras  los  subsidios  económicos  aumentaron  más  que  la  inflación, los sociales fueron perdiendo poder adquisitivo. El aumento de precios del período  2005‐2013 alcanzó un 312% (que implica un aumento promedio anual del 19%), los subsidios  económicos mostraron un aumento real del 871% (33% promedio anual en términos reales) y  los  subsidios  sociales  (sin  la  asignación  universal  por  hijo)  se  redujeron  un  49%  (crecieron  nominalmente menos que la inflación).      Si  agregamos  la  asignación  universal,  todos  los  subsidios  sociales  presentan  una  merma  real  del  17%  entre  2005  y  2013.  Para  peor,  la  devaluación  (pasada,  presente  y  futura)  agrava  la  inequidad de la política oficial de subsidios, porque la suba del dólar oficial se traslada más que  proporcionalmente al gasto en subsidios energéticos. Yendo a los números, sin reducción de  subsidios  y  sin  aumentos  de  tarifas,  una  devaluación  del  55%  (dólar  promedio  anual  a  $8.5)  genera un incremento del gasto en subsidios energéticos de 73.2%.               Página 10      E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    Gráfico 5: Inequidad de los subsidios económicos vs sociales.  Incidencia de los subsidios en el gasto Nacional 2005 subsidios  sociales 11% 2013 subsidios  sociales 2% AUH 0% AUH 2% subsidios  económicos 3% subsidios  económic os 14% Resto  gasto  primario 82% Resto gasto primario 86%   Subsidios sociales (Índice base 2005:100) Subsidios económicos 4.000     (Índice base 2005:100) 400     3.500     350     subsidios sociales nominales 300     IPC congreso IPC congreso subsidios sociales reales 3.000     subsidios  económicos  nominales subsidios  económicos  reales 2.500     250     2.000     200     1.500     150     1.000     100     500     50    ‐ 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013   Página 11  Fuente: E&R en base a Mecon y proyecciones.  En  definitiva,  la  política  nacional  de  subsidios  es  cada  vez  más  inequitativa,  por  lo  que  un  ajuste  fiscal  basado  en  la  eliminación  (reducción)  de  los  subsidios  económicos  no  sólo  es  indispensable para solucionar los grandes desequilibrios macro sino para hacer más equitativa  la redistribución del ingreso a través de la política fiscal.  E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción  parcial agradecemos citar la fuente. 

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    Actividad Económica Detalle Actividad Económica (EMAE) Industria (EMI) Utilización Capacidad Instalada Construcción (ISAC) Supermercados (cte.) Shopping centers (cte.) Servicios Publicos (ISSP) Patentamientos Var(m/m) Sep‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) 2012 Var(a/a) Dato 2011 Var(a/a) Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Dato Var(a/a) Var(a/a) ‐ ‐ ‐ ‐ ‐ 203,3 0,0% 4,7% 198,0 1,9% 194,3 8,9% 178,5 9,2% 163,5 0,8% Base´06=100; SA INDEC ‐ ‐ ‐ 139,2 1,4% ‐0,5% 133,4 ‐0,8% ‐0,1% 130,6 ‐1,2% 132,1 6,5% 124,0 9,8% 113,0 0,1% Promedio mens (en %); SA INDEC ‐ ‐ ‐ 75,4 ‐0,1% ‐1,3% 75,2 ‐0,1% ‐0,8% 74,5 ‐5,4% 78,7 1,4% 77,7 6,7% 72,8 ‐1,5% Base´97=100 INDEC ‐ ‐ ‐ 202,5 ‐0,6% 6,2% 190,8 0,6% 7,4% 177,0 ‐3,2% 182,8 8,7% 168,1 11,0% 151,5 ‐2,0% Base abr´08=100; precios const.;SA INDEC ‐ ‐ ‐ 230,6 0,0% 18,3% 216,4 0,0% 14,0% 190,9 14,6% 166,6 17,2% 142,2 16,4% 122,1 10,8% 8,1% Base abr´08=100; precios const.;SA INDEC ‐ ‐ ‐ 255,4 3,5% 20,9% 214,8 ‐0,8% 12,8% 197,6 12,2% 176,0 19,0% 148,0 30,3% 113,6 Base´04=100; precios const. INDEC ‐ ‐ ‐ 252,9 0,0% 7,3% 245,2 0,0% 8,0% 225,0 7,5% 209,3 11,1% 188,4 11,1% 169,6 8,2% unidades mensuales; SA ACARA 60.609 0,3% 4,3% 88.911 2,0% 26,7% 84.755 2,2% 28,7% 514.903 0,0% Detalle Fuente Nov‐13 Dato Var(m/m) Oct‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) 31,4% 841.175 Sep‐13 Var(a/a) Dato Var(m/m) ‐2,0% 858.025 2012 Var(a/a) Dato 29,5% 662.739 2011 Var(a/a) Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Dato Var(a/a) Var(a/a) ICC (CABA) UTDT 47,6 ‐5,4% 19,4% 50,4 13,8% 19,4% 44,2 ‐10,4% 9,3% 42,5 ‐22,4% 54,8 12,0% 48,9 24,5% 39,3 ‐6,5% ICG (mín=0 y máx=5) UTDT 1,85 ‐6,6% 9,5% 1,98 11,9% 18,6% 1,77 ‐5,3% 4,7% 2,01 ‐16,5% 2,41 43,8% 1,68 32,6% 1,26 ‐19,1% ICSF Base '96=100 UB 28,6 0,0% 8,1% 28,6 0,3% 7,4% 28,5 ‐5,8% 11,9% 26,3 ‐3,2% 27,1 ‐5,2% 28,6 ‐ ‐ ‐ Fuente Nov‐13 Dato Var(m/m) Oct‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) Sep‐13 Var(a/a) Dato Var(m/m) 2012 Var(a/a) Dato 2011 Var(a/a) Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Var(a/a) Dato Var(a/a) Base´03=100 DPEC ‐ ‐ ‐ 529,0 3,3% 28,1% 511,9 1,9% 25,8% 389,8 23,6% 315,2 23,8% 254,5 25,9% 202,2 14,8% Base Ene´03=100 CONGRESO ‐ ‐ ‐ 494,3 2,0% 22,7% 484,6 2,1% 22,4% 378,9 24,0% 305,6 24,1% 246,3 23,4% 199,6 15,4% Base '93=100 INDEC ‐ ‐ ‐ 638,6 1,2% 14,0% 631,3 1,0% 13,8% 540,8 12,9% 479,2 12,9% 424,6 14,6% 370,6 7,1% Base '93=100 INDEC ‐ ‐ ‐ 773,8 0,6% 20,5% 769,2 2,3% 20,1% 608,8 25,5% 485,1 20,1% 403,9 16,8% 345,9 10,6% Base Dic '95=100 (en U$S) INDEC 190,1 ‐2,1% ‐13,0% 194,2 ‐0,1% ‐13,3% 194,4 1,2% ‐17,2% 210,6 8,8% 193,5 20,8% 160,2 7,7% 148,8 ‐21,7% Base Abr '12=100 INDEC ‐ ‐ ‐ 141,5 1,3% 26,0% 139,7 2,4% 26,1% 105,4 26,8% 83,2 27,8% 65,1 22,5% 53,1 19,5% Base Abr '12=100 INDEC ‐ ‐ ‐ 142,5 1,3% 25,3% 140,7 1,7% 25,4% 106,5 30,3% 81,8 32,1% 61,9 24,8% 49,6 18,7% Base Abr '12=100 INDEC ‐ ‐ ‐ 137 0,7% 26,2% 135,9 3,8% 26,7% 102,7 13,9% 90,1 14,7% 78,6 18,4% 66 14,8% Pesos x mes INDEC 3.300 0,0% 23,6% 3.300 0,0% 23,6% 3.300 0,0% 23,6% 2.423 19,3% 2.032 27,0% 1.600 18,4% 1.317 22,5% Pesos x mes INDEC 2.477 0,0% 31,8% 2.477 0,0% 31,8% 2.477 14,4% 31,8% 1.709 35,0% 1.266 35,5% 934 20,4% 776 17,1% Detalle Tipo de Cambio Nominal Dólar Tipo de Cambio Dólar (CCL) TCR Multilateral Importador Exportación Bienes Importación Bienes Balance Comercial Dato Var(a/a) ‐ Detalle Sector Externo Var(m/m) INDEC Precios y Salarios Precios al Consumidor (San Luis) Precios al Consumidor (Congreso) Mayoristas (IPIM) Costos de la Construcción (ICC) Materias Primas (IPMP) Índice salarios (CVS) Salarios del S. Privado Registrado Salarios del S. Público Salario Mínimo Vital y Movil Haber Jubilatorio Mínimo Dato Base´93=100; SA Indicadores de Confianza Confianza del Consumidor Confianza en el Gobierno Confianza Sistema Financiero Fuente ARGENTINA Oct‐13 Nov‐13 Fuente Nov‐13 Dato Var(m/m) Oct‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) Sep‐13 Var(a/a) Dato Var(m/m) 2012 Var(a/a) Dato 2011 Var(a/a) Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Var(a/a) Dato Var(a/a) Pesos x dólar EE.UU.prom mes BCRA 6,01 2,9% 25,4% 5,85 1,9% 23,6% 5,74 2,8% 22,9% 4,55 10,2% 4,13 5,6% 3,91 4,9% 3,73 17,9% Contado con liquidación E&R 8,99 ‐2,8% 32,6% 9,25 0,9% 45,7% 9,16 7,6% 41,9% 6,05 36,9% 4,42 11,8% 3,95 3,8% 3,81 16,2% Base´01= 1,00 E&R 1,56 ‐2,1% ‐0,1% 1,59 2,6% 0,6% 1,55 2,2% ‐1,9% 1,61 ‐12,5% 1,84 ‐6,8% 1,97 ‐6,4% 2,11 ‐0,7% MM de USD; SA INDEC ‐ ‐ ‐ 7.271 0,5% 5,4% 6.995 0,2% 2,6% 81.205 ‐3,3% 83.951 22,6% 68.500 23,1% 55.668 ‐20,5% MM de USD; SA INDEC ‐ ‐ ‐ 6.561 0,3% 3,9% 6.146 0,3% 4,0% 68.515 ‐7,0% 73.661 30,5% 56.443 45,5% 38.780 ‐32,5% MM de USD; SA INDEC ‐ ‐ ‐ 710 1,4% 21,4% 849 ‐0,7% ‐6,8% 12.690 23,3% 10.290 ‐14,7% 12.057 ‐28,6% 16.888 34,0% E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción parcial agradecemos citar la fuente.   

SEMANARIO ECONÓMICO E&R – Nº 106                                                           21 de febrero de 2014    Politica Monetaria y Sistema  Financiero Base monetaria amplia M2 (Base+ CC+CA $) M3 (M2 + Depósito a plazo) Depositos Totales del S. Privado Préstamos Totales al S. Privado Stock Lebacs y Nobacs Reservas BCRA Tasa plazo fijo (30d.) Tasa Badlar Riesgo País Índice Merval Detalle Soja Cobre Petroleo Oro Dato Var(a/a) Var(m/m) Sep‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) 2012 Var(a/a) Dato 2011 Var(a/a) Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Var(a/a) Dato Var(a/a) 338.343 1,0% 24,4% 335.078 1,6% 26,3% 329.769 1,0% 26,0% 243.909 34,9% 180.792 37,1% 131.899 25,0% 105.537 5,4% MM de pesos BCRA 532.661 ‐0,2% 27,1% 533.573 1,1% 32,0% 528.022 1,6% 32,1% 381.513 32,7% 287.402 33,5% 215.207 22,1% 176.193 11,5% MM de pesos BCRA 888.959 1,6% 28,3% 874.926 1,9% 29,6% 858.275 1,9% 29,0% 623.396 31,5% 474.215 37,0% 346.018 25,6% 275.471 5,2% MM de pesos; (Pesos+USD) BCRA 508.188 1,8% 29,9% 499.223 2,1% 31,0% 488.829 2,5% 30,3% 357.245 26,3% 282.916 32,7% 213.171 22,4% 174.189 8,5% MM de pesos; (Pesos+USD) BCRA 465.984 2,3% 32,3% 455.669 2,4% 33,5% 444.775 2,7% 32,8% 319.369 35,1% 236.349 47,3% 160.489 20,5% 133.179 11,9% MM de pesos BCRA ‐ ‐ 2,9% 21,6% 99.491 5,1% 18,0% 79.737 2,2% 78.009 38,2% 56.464 49,9% 37.676 MM de USD BCRA 30.799 ‐3,0% ‐31,9% 33.232 ‐3,0% ‐26,6% 34.741 ‐3,0% ‐22,8% 46.042 ‐8,3% 50.205 0,7% 49.850 7,4% 46.435 ‐2,7% % TNA; tot. gral. BCRA 17,86 2,1% 32,8% 17,49 17,7% 32,9% 14,86 ‐8,4% 26,5% 12,44 11,0% 11,21 19,6% 9,38 ‐19,3% 11,62 ‐1,1% % TNA; Bcos. Privados BCRA 19,19 0,0% 23,3% 19,19 11,6% 29,0% 17,19 ‐4,8% 15,5% 13,89 3,1% 13,47 32,2% 10,19 ‐19,3% 12,10 ‐13,5% J.P Morgan ‐ Puntos basicos Bloomberg ‐ ‐ ‐ 324 ‐6,6% 20,9% 347 ‐6,0% 24,4% 750 8,5% 691 2,0% 678 ‐41,9% 1.166 32,4% en USD Bloomberg ‐ ‐ ‐ 874 5,8% 77,3% 826 19,2% 57,9% 545 ‐27,3% 749 14,4% 655 ‐19,3% 438 ‐21,4% Fuente ‐ 102.377 Nov‐13 Dato Var(m/m) Oct‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) Sep‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) MM de pesos; m/m = (prom 12m) MECON 73.583 1,6% 21,3% 74.292 1,7% 23,6% 71.805 1,8% MM de pesos; m/m = (prom 12m) MECON ‐ ‐ ‐ ‐ ‐ ‐ 412 3% MM de pesos; m/m = (prom 12m) MECON ‐ ‐ ‐ ‐ ‐ ‐ ‐4.842 4% Mercado Financiero  Internacional Precios Commodities Var(m/m) BCRA Detalle Recursos Tributarios Nacionales Resultado Primario Nacional Resultado Financiero Nacional Dato MM de pesos; (circ. + cc BCRA) Politica Fiscal Fed Fund Rate US Treasury Bill (10 años) Selic rate‐Brasil Tipo de Cambio Dólar/Real Tipo de Cambio Euro/Dólar Índice S&P 500 Índice FTSE Índice Dax Índice Bovespa Índice Igpa Fuente ARGENTINA Oct‐13 Nov‐13 Detalle Fuente Nov‐13 Dato Var(m/m) Oct‐13 Dato Var(a/a) Var(m/m) 2012 Var(a/a) ‐23% Dato Var(m/m) 2011 Var(a/a) 25,2% 679.799 ‐4.944 ‐200% Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Var(a/a) 31,8% 409.901 Dato Var(a/a) 34,4% 304.930 13,2% 4.921 ‐80% 25.115 45% 17.286 ‐47% 68% ‐30.663 ‐1099% 3.068 ‐143% ‐7.131 ‐149% 2012 Var(a/a) Dato 25,9% 540.134 87% ‐51.545 Sep‐13 Var(a/a) Dato ‐23,7% 2011 Var(a/a) Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Var(a/a) Dato Var(a/a) % Anual (Target) FED 0,25 0,0% 0,0% 0,25 0,0% 0,0% 0,25 0,0% 0,0% 0,25 0,0% 0,25 0,0% 0,25 0,0% 0,25 % Tir anual MECON 2,75 7,0% 46,9% 2,57 ‐2,7% 61,0% 2,64 ‐7,7% 82,2% 1,76 ‐35,9% 2,75 ‐12,6% 3,14 ‐4,4% 3,29 ‐86,7% ‐8,9% % Anual (Target) BCB 10,00 5,3% 37,9% 9,50 5,6% 31,0% 9,00 0,0% 24,1% 8,44 ‐27,9% 11,71 17,1% 10,00 0,8% 9,92 ‐20,9% Reales (Brasil) por USD BCRA 2,30 5,0% 11,2% 2,19 ‐3,4% 7,9% 2,27 ‐2,9% 11,8% 1,93 15,9% 1,67 ‐4,8% 1,75 ‐11,3% 1,98 8,6% USD por Euro BCRA 1,35 ‐1,1% 5,2% 1,36 2,1% 5,2% 1,34 0,3% 3,9% 1,29 ‐7,6% 1,39 4,8% 1,33 ‐4,7% 1,39 ‐5,2% EEUU (en USD) Bloomberg ‐ ‐ ‐ 1.757 4,5% 23,0% 1.682 3,0% 16,4% 1.388 8,3% 1.281 13,3% 1.131 19,2% 949 ‐21,9% UK (en USD) Bloomberg ‐ ‐ ‐ 10.805 3,3% 14,3% 10.458 3,5% 11,3% 9.137 ‐1,0% 9.227 10,3% 8.363 15,4% 7.248 ‐27,4% Alemania (en USD) Bloomberg ‐ ‐ ‐ 12.285 5,6% 29,5% 11.629 6,9% 23,1% 8.962 ‐4,4% 9.372 15,2% 8.135 15,4% 7.048 ‐22,7% Brasil (en USD) Bloomberg ‐ ‐ ‐ 24.269 3,2% ‐15,6% 23.512 7,4% ‐20,1% 30.631 ‐17,1% 36.953 ‐3,2% 38.171 37,7% 27.730 ‐12,1% Chile (en USD) Bloomberg ‐ ‐ ‐ 37,92 1,7% ‐12,8% 37,30 5,4% ‐14,1% 43,07 ‐2,5% 44,18 11,7% 39,55 51,5% 26,09 2,1% Detalle Fuente Nov‐13 Dato Var(m/m) Oct‐13 Var(a/a) Dato Var(m/m) Sep‐13 Var(a/a) Dato Var(m/m) 2012 Var(a/a) Dato 2011 Var(a/a) Dato 2010 Var(a/a) Dato 2009 Var(a/a) Dato Var(a/a) USD por ton.; (CBOT) IMF 477 ‐0,9% ‐10,6% 473 ‐0,9% ‐11,3% 503 ‐1,0% ‐11,0% 530 9,5% 484 25,8% 385 1,7% 379 ‐16,5% USD por ton.(Grado A Cif Europa) IMF 7.071 ‐0,7% ‐6,6% 7.203 ‐0,6% ‐11,2% 7.160 ‐1,0% ‐11,1% 7.970 ‐9,7% 8.823 17,0% 7.538 45,9% 5.165 ‐25,8% USD por barril (Brent UK) IMF 108,1 1,8% 24,7% 109,5 1,7% 22,3% 106,3 1,0% 12,4% 94,2 ‐0,9% 95,1 19,6% 79,4 28,8% 61,7 ‐38,1% USD por onza troy IMF 1.276 ‐2,4% ‐25,9% 1.317 ‐2,3% ‐24,6% 1.488 ‐1,3% ‐14,7% 1.672 6,1% 1.576 27,7% 1.233 25,5% 983 12,1% E c o n o m í a   &   R e g i o n e s   Tte. Gral. Juan D. Perón 725 Piso 8º ‐ Capital Federal ‐ CP (C1038AAO) TE/Fax: (5411) 4325‐4339/4373  www.economiayregiones.com.ar ‐ E‐mail: info@economiayregiones.com.ar  Está prohibida su circulación y reproducción total no autorizada expresamente. Para reproducción parcial agradecemos citar la fuente.   

Add a comment

Related presentations

Related pages

Grecia en crisis: ¿se viene la primera salida del euro ...

Image caption Los griegos se enfrentan a tres escenarios: ... Con el aval del "No" que dieron los griegos en referendo a ... criticado por aceptar los ajustes.
Read more

¿Por qué se retiró Vicente Fernández de los escenarios ...

Vicente Fernández nunca quiso que la gente le tuviera lástima, por ello se retiro ... de los escenarios si ... DEL CUMPLEAÑOS ...
Read more

¿Cómo se viene la mano? Posibles escenarios futuros de ...

... Número 16 ¿Cómo se viene la mano? Posibles escenarios ... el mismo Gerbod comenta que a lo largo del siglo 19 los ... tres noconfesionales) que ...
Read more

Los Dos Amigos- Los Cadetes De Linares - YouTube

Estos eran, dos amigos que venían de Mapimi que por no venirse de oquis robaron Guanacevi Ellos traiban, dos caballos un oscuro y un jovero en ...
Read more

Tiras que vienen, tiras que se van - Escenarios & Sociedad ...

Tiras que vienen, tiras que se van - Escenarios ... del año y se alzó con los más ... que describe el reencuentro de tres treinta y ...
Read more

BBVA Research » Perú | ¿Se viene un ajuste fiscal?

... ¿Se viene un ajuste ... Fiscal establece que si se anticipa que el ratio de deuda pública superará el 30% del PIB en los próximos tres ...
Read more

El Almacenamiento de los Alimentos para TRES POSIBLES ...

Los tres escenarios del ajuste que se viene 1. E& RSEMANARIO ECONÓMICO E&R TRES ESCENARIOS DEL AJUSTE QUE SE VIENE Nuestro país atraviesa una ...
Read more

Circuito Interior y Periférico, escenarios del ...

... escenarios del ‘‘ajuste de tuercas’’ del GDF contra ... los del Istmo se quedan aquí’’. ... Dicen que nos van a descontar tres días, ...
Read more

Correo del Sur » Tres escenarios posibles

Tres escenarios posibles. Esteban ... desde hace un tiempo los sectores más reaccionarios al gobierno del PT vienen ... Para que este avance se necesitan ...
Read more