Jairo Biblia

56 %
44 %
Information about Jairo Biblia

Published on November 2, 2007

Author: guest5c2796

Source: slideshare.net

 

SACRAMENTO DEL BAUTISMO EN LA SAGRADA ESCRITURA

El Bautismo es el sacramento, no del nacimiento a la vida, sino del nacimiento a la fe. Pero esto ¿qué significa? En nuestra sociedad, muchos son los bautizados y pocos los evangelizados. De nada sirve decir: Tenemos por padre a Abraham. En nuestra sociedad bautizada, pero insuficientemente evangelizada, tampoco sirve decir: Somos católicos de toda la vida. Es preciso llegar a vivir lo que significa el Bautismo, si queremos que sirva de algo. Hay que nacer de nuevo (Jn 3), dice Jesús a Nicodemo. En la catequesis de los primeros siglos, este cambio radical es vivido también como un paso de la sed al agua de la vida (Jn 4), de la ceguera a la luz (Jn 9), de la muerte a la vida (Jn 11).

El Bautismo es el sacramento, no del nacimiento a la vida, sino del nacimiento a la fe. Pero esto ¿qué significa? En nuestra sociedad, muchos son los bautizados y pocos los evangelizados.

De nada sirve decir: Tenemos por padre a Abraham. En nuestra sociedad bautizada, pero insuficientemente evangelizada, tampoco sirve decir: Somos católicos de toda la vida.

Es preciso llegar a vivir lo que significa el Bautismo, si queremos que sirva de algo. Hay que nacer de nuevo (Jn 3), dice Jesús a Nicodemo.

En la catequesis de los primeros siglos, este cambio radical es vivido también como un paso de la sed al agua de la vida (Jn 4), de la ceguera a la luz (Jn 9), de la muerte a la vida (Jn 11).

 

Se utilizó la experiencia de Noé durante el diluvió para ilustrar el relacionamiento entre bautismo y salvación. En los tiempos anti diluvianos, el pecado alcanzara tales proporciones que a través de Noé, Dios advirtió el mundo a que se arrepintiese ante la destrucción. Solamente ocho personas creyeron, entraron en el arca y "fueron salvas de las aguas". Somos salvos a través del bautismo en el mismo sentido como Noé y su familia fueron salvos a través del agua. Evidentemente fue Dios, a través del arca quien salvó a Noé. El arca símbolo del bautismo

Se utilizó la experiencia de Noé durante el diluvió para ilustrar el relacionamiento entre bautismo y salvación.

En los tiempos anti diluvianos, el pecado alcanzara tales proporciones que a través de Noé, Dios advirtió el mundo a que se arrepintiese ante la destrucción. Solamente ocho personas creyeron, entraron en el arca y "fueron salvas de las aguas".

Somos salvos a través del bautismo en el mismo sentido como Noé y su familia fueron salvos a través del agua. Evidentemente fue Dios, a través del arca quien salvó a Noé. El arca símbolo del bautismo

Prefiguración del Bautismo EN el antiguo testamento El bautismo, de modo semejante a la obediencia de Noé al entrar en el arca, es la respuesta de una buena conciencia para con Dios. Cuando el hombre, por el poder de Dios, responde, la salvación providenciada por la resurrección de Jesús Cristo, se hace efectiva. .

El bautismo, de modo semejante a la obediencia de Noé al entrar en el arca, es la respuesta de una buena conciencia para con Dios.

Cuando el hombre, por el poder de Dios, responde, la salvación providenciada por la resurrección de Jesús Cristo, se hace efectiva.

.

Después del diluvio, saldrá el arco iris, señal de alianza. Elías es arrebatado en un carro de fuego (carro y auriga de Israel), después de cruzar el Jordán, decisión comprometida. El Jordán es el principio de los Evangelios“ donde el espíritu de Dios crea un hombre nuevo y un mundo nuevo. Paso por el Jordán, es un signo de vida Eterna C.E.C 1222

Después del diluvio, saldrá el arco iris, señal de alianza. Elías es arrebatado en un carro de fuego (carro y auriga de Israel), después de cruzar el Jordán, decisión comprometida.

El Jordán es el principio de los Evangelios“ donde el espíritu de Dios crea un hombre nuevo y un mundo nuevo.

Paso por el Jordán, es un signo de vida Eterna C.E.C 1222

Prefiguración del Bautismo EN el antiguo testamento Se compara el bautismo con el paso de Israel por el mar Rojo, la experiencia del éxodo: Israel nace del agua como pueblo de Dios. El espíritu de Dios revolotea sobre las aguas primordiales (Gn 1, 2): el universo canta la gloria de Dios.

Se compara el bautismo con el paso de Israel por el mar Rojo, la experiencia del éxodo: Israel nace del agua como pueblo de Dios.

El espíritu de Dios revolotea sobre las aguas primordiales (Gn 1, 2): el universo canta la gloria de Dios.

Bajo la administración del Pacto en el Antiguo Testamento, la señal y el sello exterior era la circuncisión. Desde Cristo, es el bautismo. A. Los dos son señales de iniciación en el mismo Pacto. 1. Cir. Gn. 17:7, 10-11: Rm. 4:11 2. Bau.: Mt. 28:19-20; Hch. 2:28-39; 10:47-48 B. Los dos representan la conversión y la limpieza de pecados. 1. Cir. Deut. 10:16; 30:6; Jer. 4:4; 9:25-26; Ez. 44:7, 9. 2. Bau.: Hch. 2:38-39; 22:16; Col. 2:11; Ga. 3:27, 29

Bajo la administración del Pacto en el Antiguo Testamento, la señal y el sello exterior era la circuncisión. Desde Cristo, es el bautismo.

A. Los dos son señales de iniciación en el mismo Pacto. 1. Cir. Gn. 17:7, 10-11: Rm. 4:11 2. Bau.: Mt. 28:19-20; Hch. 2:28-39; 10:47-48

B. Los dos representan la conversión y la limpieza de pecados. 1. Cir. Deut. 10:16; 30:6; Jer. 4:4; 9:25-26; Ez. 44:7, 9. 2. Bau.: Hch. 2:38-39; 22:16; Col. 2:11; Ga. 3:27, 29

Prefiguración del Bautismo EN el antiguo testamento C. La circuncisión en el Antiguo Testamento tenía un significado espiritual. Deut. 10:16; 30:6; Jer. 4:4; 9:25-26; Hch.15:1 El bautismo es la señal y sello exterior del Pacto de la gracia. Reemplaza la circuncisión en el Antiguo Testamento como señal del mismo Pacto. .

C. La circuncisión en el Antiguo Testamento tenía un significado espiritual.

Deut. 10:16; 30:6; Jer. 4:4; 9:25-26; Hch.15:1

El bautismo es la señal y sello exterior del Pacto de la gracia. Reemplaza la circuncisión en el Antiguo Testamento como señal del mismo Pacto.

.

El agua queda convertida en símbolo del Espiritu de Dios, de modo que al ser sumergido en el agua simboliza la inserción en el E. S. Sumergirse en las aguas es confesar que el hombre viene de Dios y, mas concretamente del “Ruah” de Dios

El agua queda convertida en símbolo del Espiritu de Dios, de modo que al ser sumergido en el agua simboliza la inserción en el E. S.

Sumergirse en las aguas es confesar que el hombre viene de Dios y, mas concretamente del “Ruah” de Dios

AGUA PODER CAOTICO PARA LA VIDA FUENTE DE VIDA PURIFICA REANIMA VIVIFICA

 

El bautismo de Juan prepara el camino de Aquel que bautizará en espíritu santo y fuego (Mt 3,11). Juan se dirige a todos: pecadores, paganos, fariseos, saduceos (Mt 3,7-10;Lc 3,12-14). Denuncia la falsa ilusión de tener por padre a Abraham, sin practicar la justicia (Mt 3,8). Anuncia un bautismo de conversión para el perdón de los pecados (Mc 1,4), para preparar al Señor un pueblo bien dispuesto (Lc 1,17).

El bautismo de Juan prepara el camino de Aquel que bautizará en espíritu santo y fuego (Mt 3,11). Juan se dirige a todos: pecadores, paganos, fariseos, saduceos (Mt 3,7-10;Lc 3,12-14). Denuncia la falsa ilusión de tener por padre a Abraham, sin practicar la justicia (Mt 3,8).

Anuncia un bautismo de conversión para el perdón de los pecados (Mc 1,4), para preparar al Señor un pueblo bien dispuesto (Lc 1,17).

BAUTISMO DE S. JUAN BAUTISTA Atestigua la presencia del Mesías: Yo no le conocía, pero el que me envió a bautizar con agua me dijo: Aquel sobre quien veas que baja el espíritu y se queda sobre él, ése es el que bautiza con espíritu santo. Y yo le he visto y doy testimonio de que éste es el elegido de Dios (Jn 1,33-34). Juan el Bautista fue el siervo de Dios cuyo trabajo fue para ayudar a toda la gente a ser limpios de sus pecados y él fue el representante del ser humano que testificó el evangelio de la redención.

Atestigua la presencia del Mesías: Yo no le conocía, pero el que me envió a bautizar con agua me dijo: Aquel sobre quien veas que baja el espíritu y se queda sobre él, ése es el que bautiza con espíritu santo. Y yo le he visto y doy testimonio de que éste es el elegido de Dios (Jn 1,33-34).

Juan el Bautista fue el siervo de Dios cuyo trabajo fue para ayudar a toda la gente a ser limpios de sus pecados y él fue el representante del ser humano que testificó el evangelio de la redención.

Todas las prefiguraciones de la antigua alianza culminan en Cristo Jesús. Comienza su vida pública después de hacerse bautizar pos S. Juan B en el Jordán y después de su resurrección confiere esta misión a sus apóstoles. (Mt 28, 19 – 20) El Bautismo de Juan es solamente bautismo de conversión, significa la exhortación del bautizante y el animo de conversión del bautizado no es purificación de los pecados, que viene de Dios, sino mero gesto simbólico que va del hombre a Dios, y que no causa nada

Todas las prefiguraciones de la antigua alianza culminan en Cristo Jesús. Comienza su vida pública después de hacerse bautizar pos S. Juan B en el Jordán y después de su resurrección confiere esta misión a sus apóstoles. (Mt 28, 19 – 20)

El Bautismo de Juan es solamente bautismo de conversión,

significa la exhortación del bautizante y el animo de conversión del bautizado

no es purificación de los pecados, que viene de Dios, sino mero gesto simbólico que va del hombre a Dios, y que no causa nada

 

El B de Jesús es único y singular a su divina persona. Se distingue totalmente del b de Juan y del b Cristiano. Su bautismo tiene un sentido diferente del de la gente que acudía a Juan. Él no confiesa haber sido cómplice de la injusticia; no tiene un pasado pecador que cancelar ni necesita un cambio de vida. El B de Jesús no es ni b de Conversión (Juan) ni b de purificación (Cristiano) B de Jesús es un gesto teofanico, Dios Trino mismo se manifiesta a la humanidad en la figura del bautismo de Jesús: El Padre presenta a Jesús como su Hijo.(Mt 3,17a) Jesús es presentado como Hijo de Dios (Mt 3, 17b), que se deja contar entre los pecadores. (siervo Doliente Is 53, condición de esclavo Flp 2, 6 – 11) El E.S es presentado como el que unge al hijo eterna y permanentemente. (Mt 3, 16b) Juan el B es un mero testigo, que representa la humanidad, de este gesto teofanico del bautismo de Jesús. Todo los textos bíblicos presentan solo a Dios realizando la acción principal, Es Él mismo quien lleva a termino el fin de esta gesto bautismal: presentar a Jesús como el Hijo

El B de Jesús es único y singular a su divina persona. Se distingue totalmente del b de Juan y del b Cristiano.

Su bautismo tiene un sentido diferente del de la gente que acudía a Juan.

Él no confiesa haber sido cómplice de la injusticia;

no tiene un pasado pecador que cancelar ni necesita un cambio de vida.

El B de Jesús no es ni b de Conversión (Juan) ni b de purificación (Cristiano)

B de Jesús es un gesto teofanico, Dios Trino mismo se manifiesta a la humanidad en la figura del bautismo de Jesús:

El Padre presenta a Jesús como su Hijo.(Mt 3,17a)

Jesús es presentado como Hijo de Dios (Mt 3, 17b), que se deja contar entre los pecadores. (siervo Doliente Is 53, condición de esclavo Flp 2, 6 – 11)

El E.S es presentado como el que unge al hijo eterna y permanentemente. (Mt 3, 16b)

Juan el B es un mero testigo, que representa la humanidad, de este gesto teofanico del bautismo de Jesús.

Todo los textos bíblicos presentan solo a Dios realizando la acción principal,

Es Él mismo quien lleva a termino el fin de esta gesto bautismal: presentar a Jesús como el Hijo

El B de Jesús NO simboliza la muerte al pecado ni del B de Juan (el convertido externaliza su deseo de conversión con el B), ni del B Cristiano (el bautizado es sepultado con Cristo al pecado Rm 6, 4 ss) En el caso de Jesús, la muerte simbolizada por el bautismo no se refiere al pasado, sino al futuro: Está dispuesto a una entrega total por el bien de la humanidad, a sacar a los hombres de la situación de injusticia y opresión en que se encuentran, Por eso, cuando más tarde Jesús alude a su muerte, la describe como un bautismo (Mc 10,38). El bautismo de Jesús representa, pues, su compromiso total por el bien de los hombres. Quiere instaurar una nueva relación humana, basada en la justicia, que permita una sociedad diferente.

El B de Jesús NO simboliza la muerte al pecado

ni del B de Juan (el convertido externaliza su deseo de conversión con el B),

ni del B Cristiano (el bautizado es sepultado con Cristo al pecado Rm 6, 4 ss)

En el caso de Jesús, la muerte simbolizada por el bautismo no se refiere al pasado, sino al futuro:

Está dispuesto a una entrega total por el bien de la humanidad, a sacar a los hombres de la situación de injusticia y opresión en que se encuentran,

Por eso, cuando más tarde Jesús alude a su muerte, la describe como un bautismo (Mc 10,38).

El bautismo de Jesús representa, pues, su compromiso total por el bien de los hombres. Quiere instaurar una nueva relación humana, basada en la justicia, que permita una sociedad diferente.

El Bautismo de Jesús y la Expiación de EL los Pecados Inmediatamente, mientras salía del agua, Jesús vio rasgarse el cielo y el Espíritu bajar como paloma hasta él. Hubo una voz del cielo: «Tú eres mi Hijo, el amado, en ti he puesto mi favor» (Mc 1,10-11) Con la imagen «rasgarse el cielo» el evangelista expresa que queda abierta la frontera entre el mundo divino y el humano, es decir, que en la persona de Jesús se establece la comunicación definitiva entre Dios y el hombre .

Inmediatamente, mientras salía del agua, Jesús vio rasgarse el cielo y el Espíritu bajar como paloma hasta él. Hubo una voz del cielo: «Tú eres mi Hijo, el amado, en ti he puesto mi favor» (Mc 1,10-11)

Con la imagen «rasgarse el cielo» el evangelista expresa que queda abierta la frontera entre el mundo divino y el humano, es decir, que en la persona de Jesús se establece la comunicación definitiva entre Dios y el hombre .

El Bautismo de Jesús y la Expiación de EL los Pecados El verbo «rasgarse» expresa una violencia, es decir, la urgencia o, por decirlo así, la impaciencia de Dios («inmediatamente») por comunicarse al que, como Jesús, se compromete hasta el fin por el bien del hombre. Con la metáfora «el Espíritu», que originariamente significaba «viento» (fuerza) o «aliento» (vida), se designa la vida y la fuerza de Dios. La frase «bajar como paloma» se está indicando que el lugar natural del Espíritu de Dios, o de Dios mismo, es el hombre que muestra tal amor a la humanidad.

El verbo «rasgarse» expresa una violencia, es decir, la urgencia o, por decirlo así, la impaciencia de Dios («inmediatamente») por comunicarse al que, como Jesús, se compromete hasta el fin por el bien del hombre.

Con la metáfora «el Espíritu», que originariamente significaba «viento» (fuerza) o «aliento» (vida), se designa la vida y la fuerza de Dios.

La frase «bajar como paloma» se está indicando que el lugar natural del Espíritu de Dios, o de Dios mismo, es el hombre que muestra tal amor a la humanidad.

El Bautismo de Jesús y la Expiación de EL los Pecados Al utilizarla, se está indicando que el lugar natural del Espíritu de Dios, o de Dios mismo, es el hombre que muestra tal amor a la humanidad. El Nuevo Testamento plantea que el bautismo cumple los siguientes propósitos: 1) Es para entrar al reino (Juan 3:5). 2) Es para hacer contacto con la sangre de Cristo (Romanos 6:3, 4).

Al utilizarla, se está indicando que el lugar natural del Espíritu de Dios, o de Dios mismo, es el hombre que muestra tal amor a la humanidad.

El Nuevo Testamento plantea que el bautismo cumple los siguientes propósitos:

1) Es para entrar al reino (Juan 3:5).

2) Es para hacer contacto con la sangre de Cristo (Romanos 6:3, 4).

3) Es para estar en Cristo (Gálatas 3:27). 4) Es para salvación (Marcos 16:16; 1 Pedro 3:21). 5) Es para el perdón de pecados (Hechos 2:38). 6) Es para lavar los pecados (Hechos 22:16). 7) Es para ser parte del cuerpo, la iglesia (1 Cor. 12:13; Efesios 1:23).

3) Es para estar en Cristo (Gálatas 3:27).

4) Es para salvación (Marcos 16:16; 1 Pedro 3:21).

5) Es para el perdón de pecados (Hechos 2:38).

6) Es para lavar los pecados (Hechos 22:16).

7) Es para ser parte del cuerpo, la iglesia (1 Cor. 12:13; Efesios 1:23).

 

Los Hechos de los Apóstoles muestran el lugar central que ocupa el bautismo en la primera comunidad cristiana. Quienes acogen el Evangelio, reciben el bautismo. Las palabras de Pedro les llegan al corazón y preguntan: ¿Qué tenemos que hacer? Pedro les dice: Convertíos y bautizaos en nombre de Jesucristo para remisión de vuestros pecados; y recibiréis el don del espíritu santo (Hch 2, 38).

Los Hechos de los Apóstoles muestran el lugar central que ocupa el bautismo en la primera comunidad cristiana. Quienes acogen el Evangelio, reciben el bautismo.

Las palabras de Pedro les llegan al corazón y preguntan: ¿Qué tenemos que hacer? Pedro les dice: Convertíos y bautizaos en nombre de Jesucristo para remisión de vuestros pecados; y recibiréis el don del espíritu santo (Hch 2, 38).

Las primeras comunidades bautizan indistintamente Usando la formula trinitaria Mt 28, 19 en nombre de Cristo (Hch 2,38), en Cristo Jesús (Gal 3,27;Rm 6,3) Juan bautizó con agua, vosotros seréis bautizados en espíritu santo (Hch 1,5). El espíritu es don de Dios que se da a quien es bautizado (Hch 2,38;Rm 5,5). Es signo de la presencia de Cristo resucitado en el creyente. (Jn 7,37-39)

Las primeras comunidades bautizan indistintamente

Usando la formula trinitaria Mt 28, 19

en nombre de Cristo (Hch 2,38),

en Cristo Jesús (Gal 3,27;Rm 6,3)

Juan bautizó con agua, vosotros seréis bautizados en espíritu santo (Hch 1,5).

El espíritu es don de Dios que se da a quien es bautizado (Hch 2,38;Rm 5,5).

Es signo de la presencia de Cristo resucitado en el creyente. (Jn 7,37-39)

El baño en el espíritu es la regeneración por la que el hombre nace de lo alto (Jn 3,3), el caudal que derrama Jesús en quienes creen en El, la gracia del Evangelio: Un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo, un solo Dios y Padre de todos, que está sobre todos, por todos y en todos (Ef 4,5-6;ver 1 Co 6,1

El baño en el espíritu es la regeneración por la que el hombre nace de lo alto (Jn 3,3), el caudal que derrama Jesús en quienes creen en El, la gracia del Evangelio: Un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo, un solo Dios y Padre de todos, que está sobre todos, por todos y en todos (Ef 4,5-6;ver 1 Co 6,1

El bautismo supone purificación (1 Co 6,11;Ef 5,25-26), nuevo nacimiento (Jn 3,3-5;Gal 4,29), regeneración (Tt 3,5-8), iluminación (Ef 5,8-14). El bautismo supone crecimiento y, también, una conducta ejemplar (2,12), una vida nueva (Rm 6,4). El bautismo es signo eficaz que da el don de la fe y la vida nueva que entraña: por medio de Cristo tenemos acceso al padre en un mismo espíritu (Ef 2,18).

El bautismo supone purificación (1 Co 6,11;Ef 5,25-26), nuevo nacimiento (Jn 3,3-5;Gal 4,29), regeneración (Tt 3,5-8), iluminación (Ef 5,8-14).

El bautismo supone crecimiento y, también, una conducta ejemplar (2,12), una vida nueva (Rm 6,4).

El bautismo es signo eficaz que da el don de la fe y la vida nueva que entraña: por medio de Cristo tenemos acceso al padre en un mismo espíritu (Ef 2,18).

A través del Bautismo el Cristiano se inserta en la Trinidad , es una inserción que modifica su vida, que le da un nuevo sentido. El Cristiano por el Bautismo se va configurando con Cristo. El Cristiano se sumerge en Cristo, se hace pertenencia suya y vive para El. El configurarse con Cristo es una tarea a realizar

A través del Bautismo el Cristiano se inserta en la Trinidad , es una inserción que modifica su vida, que le da un nuevo sentido.

El Cristiano por el Bautismo se va configurando con Cristo.

El Cristiano se sumerge en Cristo, se hace pertenencia suya y vive para El.

El configurarse con Cristo es una tarea a realizar

Auer, Johann. Curso De Teología Dogmatica; Editorial Herder. Barcelona 1989 Collins, Gerald. Diccionario Abrevido de Teología; verbo Divino. Pamplona 2002 Varillon, Francisco. Teología Dogmatica como Historia de Salvación; Ediciones Paulinas. Bogotá 1975

Auer, Johann. Curso De Teología Dogmatica; Editorial Herder. Barcelona 1989

Collins, Gerald. Diccionario Abrevido de Teología; verbo Divino. Pamplona 2002

Varillon, Francisco. Teología Dogmatica como Historia de Salvación; Ediciones Paulinas. Bogotá 1975

Add a comment

Related pages

Lucas 8:49-50 LBLA - Jesús resucita a la hija de Jairo ...

Lucas 8:49-50 La Biblia de las Américas (LBLA) Jesús resucita a la hija de Jairo. 49 Mientras estaba todavía hablando, vino* alguien de la casa del ...
Read more

Marcos 5:21-43 RVR1960 - La hija de Jairo, y la mujer que ...

La hija de Jairo, y la mujer que tocó el manto de Jesús - (Mt. 9.18-26; ... RVR 1960 Biblia Letra Súper Gigante, negro piel fabricada con índice, ...
Read more

La hija de Jairo, y la mujer que tocó el manto de Jesús en ...

Biblia cristiana > Nuevo Testamento > Evangelios > San Marcos > La hija de Jairo, y la mujer que tocó el manto de Jesús (41:5:21 - 41:5:43)Cuando Jesús ...
Read more

quem era o Jairo na biblia?? | Yahoo Respostas

Melhor resposta: Jairo um dos homens mais influentes na sinagoga, também estava à espera de um milagre. A bíblia nos revela que, um ...
Read more

La hija de Jairo - cafarnaun.custodia.org

La hija de Jairo. Evangelio según San Mateo (Mateo 9, 18-19) ... EL LIBRO DEL PUEBLO DE DIOS La Biblia (Traducción argentina) 1990 Reflexión Los milagros .
Read more

Jairo (bíblico) - Wikipedia, la enciclopedia libre

Jairo es descrito como uno de los jefes de la sinagoga de Jerash, ... Biblia Ottheinrich (ca. 1430). Pierre Claude François Delorme (1817).
Read more

Bosquejos Biblicos- Jairo el "Principal"

Bosquejos Biblicos - Jairo es un ejemplo de entrega, y un ejemplo de fe. Jairo es ejemplo de responsabilidad y es ejemplo de la paciencia y la esperanza.
Read more

Jairo - Wikipedia, la enciclopedia libre

Jairo; Nieuwe Kerk en Delft, Países Bajos. Vidriera en el pasillo sur hija de Jairo, creado en 2006 por el artista holandés Annemiek Punt. Origen
Read more

A Filha de Jairo | Cura e Ressurreição | Estudo Bíblico ...

Mesmo que pareça que tudo se torna ainda pior. Muito nos ensina, a cura da filha de Jairo. Jairo era um homem respeitado e considerado na sua comunidade.
Read more

LA HIJA DE JAIRO - Talita Cumi, Levantate Israel

Jesucristo el Hijo de Dios. Cree en El, murio por ti en la Cruz y vive. Porque Jesucristo vuelve: Apocalipsis 1:7. Lee La Biblia hoy. Juan 3:16: Jesucristo ...
Read more